Humedales del Río Cruces

 

 

ECOLOGÍA

En los humedales del río Cruces la vegetación acuática se desarrolla muy abundantemente albergando a un importante número de especies. La especie vegetal predominante en la zona del río Cruces es el luchecillo (Egeria densa) y, aunque no se aprecia desde lejos, cubre casi completamente las áreas sumergidas que se extienden a los costados del cauce principal, hasta una profundidad aproximada de cuatro metros. Le siguen en abundancia la totora (Scirpus californicus) y el junquillo (Juncus procerus), formando ambos pajonales o totorales en las áreas palustres. 

 

Una de las especies animales más características del humedal es el cisne de cuello negro (Cygnus melancoryphus). Esta especie es exclusivamente herbívora, consumiendo predominantemente luchecillo (Egeria densa) y en  menor proporción, debido a que su abundancia es menor,  la hierba guatona (Limnobium laevigatum). Aparentemente el cisne no tiene preferencias alimentarias y es más bien una especie oportunista y un eficiente aprovechador de los recursos que se le presentan con mayor abundancia y facilidad.  

 

Otra especie que comparte los hábitos alimenticios del cisne de cuello negro es la tagua. La tagua chica (Fulica leucoptera) y la tagua común (Fulica armillata) basan su dieta casi exclusivamente en el luchecillo, sin embargo, la tagua de frente roja (Fulica rufifrons) tiene una dieta más variada, consumiendo tanto plantas acuáticas, como palustres y terrestres y también insectos en pequeña cantidad. Gracias a la gran abundancia de luchecillo la oferta de alimento es capaz de sustentar una creciente población de taguas y cisnes de cuello negro, sin que se produzcan exclusiones por competencia que puedan afectar a algunas especies. 

 

Entre las otras especies abundantes en el río Cruces y de las cuales se conoce parte de su alimentación, se encuentran la carpa, Cyprinus carpio. Este pez, que fue introducido en el siglo pasado, ha colonizado exitosamente este ambiente, siendo una especie muy abundante. Esto puede explicarse dado sus hábitos alimentarios ya que son omnívoras y también muy adaptables a la oferta alimenticia del medio.

 

FORMACIONES VEGETALES

La vegetación acuática y palustre de los humedales del río Cruces es una de las más ricas en especies y más diversificada en cuanto a formas de vida y de crecimiento en todo el país. El desarrollo de este tipo de vegetación fue favorecido por el incremento y diversificación de microhábitats generados a partir del hundimiento y posterior anegamiento de vegas ganaderas y agrícolas como consecuencia de los sismos que asolaron la región en 1960.

HÁBITATS ACUÁTICOS Y PALUSTRES

BAÑADOS zonas inundadas, con agua de escasa profundidad y con mucho sedimento en el sustrato.
PANTANOS zonas de vegetación palustre dominada por totorales de algunos metros de alto.
HUALVES bosques nativos ribereños formados por mirtáceas y que presentan anegamiento estacional.

HÁBITATS RIBEREÑOS Y TERRESTRES

RIBERAS zonas de orilla cubiertas de matorrales que albergan en forma abundante especies introducidas como los sauces y el aliso.
FRAGMENTOS DE BOSQUES ORIGINALES zonas remanentes de Roble-Laurel-Lingue y Olivillo.
FORMACIÓN DE ROBLE-LAUREL extensiones sin vegetación salvo por la presencia aislada de roble, laurel y lingue; es la resultante de la degradación del bosque original.
PRADERAS zonas mantenidas por el hombre para pastoreo permanente.
CAMPOS DE CULTIVO zonas mantenidas por el hombre para la obtención de forrajes.
PLANTACIONES DE PINO Y EUCALIPTUS formaciones producto de la explotación forestal a que se ha sometido la cuenca del río Cruces y como consecuencia de las políticas de fomento a las plantaciones con especies exóticas.
   

 

 
Textos y Fotografías: Guía de los humedales del río Cruces. CEA Ediciones, 2003.
Comentarios y preguntas a: riocruces@ceachile.cl